Archivo de la categoría: Emprendedores

El ciberterritorio de oportunidades

students-99506_1920

Hace unos días escuchaba a un académico colombiano clamar apasionadamente por “oportunidades” para los jóvenes, como medio indispensable para consolidar cualquier proyecto de paz en su castigado país (http://www.cartadelapaz.org/portal/carlos-gomez-restrepo-no-hallaremos-la-paz-si-no-se-generan-oportunidades/?lang=es).

Carlos Gómez Restrepo, Rector de la Universidad La Salle (Bogotá), señalaba que “nunca llegará la paz si no se generan oportunidades. Es necesario que el país se prepare para la paz, lo cual significa no excluir a algunos colombianos de la educación desde la cuna, y reducir las diferencias sociales”.

Oportunidades… ¿qué significa esta palabra para millones de niños y jóvenes que viven en toda América Latina en contextos de pobreza y acoso de las diversas narcomafias, guerrillas, maras u otros grupos violentos? Pues significaría que tuvieran al menos el mínimo de educación necesaria para no tener su cuerpo como único recurso de supervivencia. Un cuerpo que dan para la prostitución o la violencia a cambio de alimento y cantidades variables de dinero según las circunstancias.

Oportunidades significa aprender a leer y escribir. Para muchos, un oficio y el marco social para ejercerlo. Para otros, un pedazo de tierra, y condiciones para poder cultivarla y vender lo obtenido. Otros más esperan llegar a la universidad y tener una profesión. Pero para todos, en el siglo XXI, “oportunidades” significa también acceso a la tecnología y los saberes que les abran la puerta del ciberespacio. Ese lugar donde se jugará la ciudadanía del futuro.

Así como en el siglo XIX las “fiebres del oro” o del petróleo se presentaron como posibilidad para salir de la pobreza a personas con o sin formación escolar, hoy se ha abierto ese territorio invisible que llamamos Internet. Un espacio anchuroso, aún con mucho por construir; una ciberterritorio de oportunidades –no exento de riesgos- donde los más jóvenes son protagonistas. Donde se informan, se relacionan, critican, inventan, proponen, re-crean. Donde se sienten en su casa cuando pueden entrar en ella con suficiente información y capacidad para interactuar. No importa que no sean Zuckerberg. También hay posibilidades a escala pequeña, de barrio, de sector o tipo de actividad. Desde la India, China o cualquier lugar del planeta, personas menores de 30 años están tejiendo a toda prisa las aplicaciones, programas, innovaciones y estrategias que pueden ofrecer –a veces a un alto precio- a grandes colosos de este territorio digital.

Pero para que entren en él requieren no sólo la indispensable alfabetización, sino también el acceso y las habilidades suficientes para comprender, proponer y crear en Internet, locomotora de la vida social de hoy. ¿Es mucho pedir? No. Estas condiciones son las que cualquier gobierno tendría que garantizar a sus ciudadanos. Las que toda sociedad llamada democrática tiene que exigir para que nadie quede excluido de unas posibilidades mínimas de desarrollo.

Una educación suficiente, lo sabemos, es la clave para una vida humana con más grados de libertad. Hoy “educación” quiere decir también acceso y capacidades digitales, y eso es lo que habría que promover, sin descanso, para los jóvenes –colombianos o de cualquier lugar- que ya existen y sólo piden una oportunidad para vivir con dignidad.

¿Apoyar la incorporación masiva de la población a las redes sociales?

Las 7 virtudes del blogger como agente de sentido

IMG_3715

Entiendo como “agente de sentido” a cualquier persona o institución que ayuda a transformar información dispersa en un conjunto con significado, seleccionando, ordenando y jerarquizando los datos. En un contexto saturado de mensajes y noticias como el actual, casi todos necesitamos personas que nos orienten para comprender un poco mejor lo que sucede alrededor. Hasta hace poco, además de ser menor la cantidad de datos disponibles, para orientarse bastaba con algún buen comentarista de radio, un par de firmas interesantes en nuestros periódicos de referencia, una persona cercana con cierto nivel de conocimiento. Hoy ya no es suficiente.

Pero en la era de la inteligencia conectiva se han multiplicado los temas sobre los que es importante saber algo. Y además cada uno de esos temas se desarrolla constantemente, por lo cual uno necesita “especialistas de cabecera” en varios ámbitos de la existencia. Alguien que conozca de cerca ese campo, reporte lo que está cambiando, detecte hacia dónde van las cosas y nos lo explique con palabras comprensibles. O sea: nos ayude a dar la importancia y el valor justo a las noticias, ordenarlas y entender su significado. Eso hacen muchos blogs hoy, y por eso les llamo agentes de sentido.

Los blogs nacieron a finales de los 90, pero empezaron a tomar vuelo en el 2002, y hoy son un verdadero fenómeno comunicativo. No sólo por su cantidad –imposible de precisar- sino por la alta calidad que, en muchos casos, alcanzan estas bitácoras sobre los más variopintos temas.

Pero… ¿qué hace que un blogger se convierta en un agente de sentido? ¿Su número de seguidores? ¿Su paso de un blog suelto a estar inserto en un gran medio de comunicación?

Revisando en mi catálogo personal de bloggers, intento describir lo que a mi entender los convierte piezas clave para que sus lectores comprendamos mejor algún área de la vida.

  1. Son especialistas abiertos. Saben mucho de su tema, pero no están encerrados en él. Un buen blog suele tener un tema central con ventanas hacia otros terrenos y te sitúa en un contexto más amplio.
  2. Transmiten pasión. Saben comunicar bien y con humor, te describen las novedades e intríngulis de un tema, de modo que también tú lo encuentras apasionante.
  3. Dan la cantidad justa de datos. Son maestros en graduar la cantidad suficiente de información que te hace sentir que aprendes, pero no te sepultan bajo quintales de datos que no podrías asimilar. Si acaso, señalan dónde puedes saber más.
  4. Enlazan información que parece inconexa. Señalan la relación entre fenómenos o hechos que parecen independientes entre sí, pero ellos son capaces de detectarla y describirla, con lo cual comprendes mejor un proceso en marcha.
  5. Te ayudan a otear el futuro. No son futurólogos ni juegan a adivinadores, pero sí que señalan los puntos hacia donde converge el horizonte. Te ayudan a prepararte para lo que está por venir.
  6. Tienen honradez intelectual. Son capaces de señalar cuándo otros dicen verdades, cuándo ellos mismos se han equivocado, dónde hay información valiosa. En ese sentido, están lejos del “divismo” y la visión partidista.
  7. No desautorizan a sus adversarios. Los articulistas o bloggers que basan su discurso en la ridiculización de los que no piensan como ellos –también hay muchos, desgraciadamente-, tendrán muchos seguidores, pero no son auténticos agentes de sentido. Se parecen más a francotiradores o soldados de trinchera.

http://www.dontknow.net/decision/consultar-blogs-especializados

 

Tecnología, sociedad, democracia… ¿hacia dónde?

Escuchar a personas como Steve Wozniak (co-fundador de Apple) o Evan Henshaw-Plath (co-fundador de Twitter) es una extraordinaria experiencia. El IV Congreso Mentes Brillantes nos dio esa oportunidad. Un evento inspirador y estimulante para repensar la sociedad.

Estos dos americanos, siendo jóvenes y trabajando en equipos con escasas etiquetas académicas, contribuyeron sin darse cuenta a poner en las manos de millones de personas un recurso de largo alcance histórico: las redes sociales. Uno marcó tendencia en el uso del PC y de los dispositivos móviles, otro la plataforma de difusión informativa breve más potente del momento.

Ambos admiten sin rubor las muchas cosas que entonces ignoraban, y también que hoy siguen sin saber otras tantas. Son humildes y no se aventuran a predecir el futuro; más bien acompañan el devenir de los hechos con una mirada que podría calificarse de “contemplativa-activa”. De algún modo ellos mismos contribuyen a crear las cosas nuevas, pero en una escucha profunda de lo que la sociedad hace con sus inventos.

Y nosotros nos preguntamos, junto con otras entidades y fundaciones: ¿hacia dónde nos conduce este fenómeno cultural llamado “medios sociales” o “tecnología social”? ¿Se trata de conversaciones inconexas y caóticas o pueden servir para tomar mejores decisiones colectivas? ¿Irá creciendo la capacidad de diálogo en la ciudadanía digital? ¿Qué pasaría con la democracia 2.0 si la sociedad expresara pareceres distintos, divergentes o contradictorios? ¿Las opiniones dispersas recogidas por medios digitales, podrán convertirse en políticas articuladas y factibles?

Yoani Sánchez, nuestra amiga cubana, nos habló con mucha pasión sobre lo que para Cuba ha significado Twitter, aun siendo el país con menor conectividad en América Latina. Cómo sus breves mensajes de texto pueden mover montañas “por reflejo” al mostrar fuera de Cuba lo que pasa dentro, y por vías que no son las de un Internet normalizado.

José Antonio Rodríguez Salas, Alcalde de Jun (Granada), ejerce un constante diálogo con los casi 4.000 habitantes de la demarcación, en un ejercicio modélicio para otros pueblos y ciudades.

Las preguntas siguen ahí. Por eso dontknow, El Ser Creativo y Bankinter, organizan una Jornada sobre Participación Ciudadana 2.0 para el próximo 13 de noviembre. Reunirán a personas de alto nivel, con experiencias válidas en lo que llamamos “democracia digital”, para estudiar las lecciones aprendidas y ver por dónde tenemos que seguir caminando para mejorar la democracia con estos nuevos medios, que están aún dando los primeros pasos en su brevísima historia.

Leticia SoberónIMG_1997 IMG_2407 2 IMG_2626 IMG_24452

 

 

 

 

Emprendedores: los héroes del siglo XXI

La situación actual de crisis y constantes cambios en la sociedad en la que vivimos lleva a muchos emprendedores a apostar por un sueño profesional y a intentar reinventarse laboralmente. En dontknow recogemos numerosas decisiones a las que un emprendedor debe enfrentarse como éstas.

Las oportunidades hay que buscarlas, y en ésa búsqueda ha nacido The Heroes Club  interesante y nuevo proyecto que cuenta con más de 50 “héroes” con una reconocida experiencia profesional. Son mentores, profesionales empresarios de éxito que se han encontrado con problemas muy similares y que pueden ayudar en el desarrollo de proyectos emprendedores, facilitando las colaboraciones entre empresas, la búsqueda de socios estratégicos, locales, nacionales e internacionales, para el desarrollo o el crecimiento de actividades emprendedoras y la creación de consorcios de éxito.

En este vídeo Rafael Mira, CEO de dontknow y mentor de The Heroes Club da unos breves e interesantes consejos sobre cómo iniciar esa andadura emprendedora.

Entre dontknow y The Heroes Club ha nacido una nueva alianza de la que os iremos informando, pero entre tanto compartimos con vosotros la alegría de pertenecer a un equipo de personas que pretende ayudaros a tomar las decisiones importantes de vuestra vida. ¡Os esperamos!